ORACIÓN MISIONERA

Enregistrer au format PDF |Enviar la referencia de este documento por email title= enviar por email

ADORACION DEL 14 DE ABRIL DE 2015 MOTIVACION

Hermanos, cuando todavía resuena en nuestros oídos el aleluya de la noche Pascual, celebramos en la Parroquia la semana misionera claretiana, vamos pues a tener en este rato de adoración muy presentes, a nuestros misioneros, vamos a orar por ellos y vamos a darle gracias al Señor por ellos.

SIMBOLOS

Foto de San Antonio María Claret: Presentamos la foto del Padre Claret, a la vez que pedimos para todos los Hijos del Inmaculado Corazón de María, que sigan en todo momento los pasos de su fundador, el gran misionero. Relación de las misiones claretianas: Presentamos ante el Señor esta relación para que El reparta en esta tarde nuestra oración a cada una de ellas

EXPOSICION DEL SANTISIMO

Canto: Pange Lingua

Silencio meditativo

BIENAVENTURANZAS DEL MISIONERO

Bienaventurado el misionero que vive enamorado de Cristo, que se fía de Él como lo más necesario y absoluto, porque no quedará defraudado.

Bienaventurado el misionero que cada mañana dice “Padre nuestro”, llevando en su corazón todas las razas, pueblos y lenguas, porque no se conformará con una vida mezquina.

Bienaventurado el misionero que mantiene su ideal e ilusión por el Reino y no pierde el tiempo en cosas accidentales, porque Dios acompaña a los que siguen su ritmo.

Bienaventurado el misionero con un corazón puro y transparente, que sabe descubrir el amor y la ternura de Dios sin complicaciones, porque Dios siempre se le revelará.

Bienaventurado el misionero que reconoce y acepta sus limitaciones y debilidades y no pretende ser invencible, porque Dios se complace en los humildes.

Bienaventurado el misionero que sabe discernir con sabiduría lo que conviene callar y hablar en cada circunstancia, porque nunca tendrá que arrepentirse de haber ofendido a un hermano.

Bienaventurado el misionero que no puede vivir sin la oración y sin saborear las riquezas de la Palabra de Dios, porque esto dará sentido a su vida.

Bienaventurado el misionero que anuncia la verdad sobre Jesucristo y denuncia las injusticias que oprimen a los hombres, porque será llamado profeta de los signos de los tiempos.

Bienaventurado el misionero que sabe asumir y valorar la cultura de los pueblos, porque habrá entendido el misterio de la Encarnación.

Bienaventurado el misionero que tiene tiempo para hacer felices a los demás, que encuentra tiempo para los amigos, la lectura, el esparcimiento, porque ha comprendido el Mandamiento del Amor y se conoce humano y necesitado.

Silencio meditativo

ESCUCHAMOS LA PALABRA DE DIOS

Lectura del santo evangelio según san Juan 20,19-31

Al anochecer de aquel día, el primero de la semana, estaban los discípulos en una casa, con las puertas cerradas por miedo a los judíos.

Y en esto entró Jesús, se puso en medio y les dijo: "Paz a vosotros." Y, diciendo esto, les enseñó las manos y el costado.

Y los discípulos se llenaron de alegría al ver al Señor. Jesús repitió: "Paz a vosotros. Como el Padre me ha enviado así también os envió yo." Y, dicho esto, exhaló su aliento sobre ellos y les dijo: "Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos."

Tomás, uno de los Doce, llamado el Mellizo, no estaba con ellos cuando vino Jesús. Y los otros discípulos le decían: "Hemos visto al Señor." Pero él les contestó: "Si no veo en sus manos la señal de los clavos, si no meto el dedo en el agujero de los clavos y no meto la mano en su costado, no lo creo."

A los ocho días, estaban otra vez dentro los discípulos y Tomás con ellos. Llegó Jesús, estando cerradas las puertas, se puso en medio y dijo: "Paz a vosotros." Luego dijo a Tomás: "Trae tu dedo, aquí tienes mis manos; trae tu mano y métela en mi costado; y no seas incrédulo, sino creyente." Contestó Tomás: "¡Señor mío y Dios mío!" Jesús le dijo: "¿Porque me has visto has creído? Dichosos los que crean sin haber visto."

Muchos otros signos, que no están escritos en este libro, hizo Jesús a la vista de los discípulos. Éstos se han escrito para que creáis que Jesús es el Mesías, el Hijo de Dios, y para que, creyendo, tengáis vida en su nombre.

BREVE COMENTARIO

Esta lectura para muchos es un susurro del Señor a cada uno en el oído.....CREE.....CREE, dichoso el que cree sin haber visto.

Cuantas veces nos alegramos, como los discípulos, cuando en nuestro día a día vemos acciones buenas, que claramente sabemos o caemos en la cuenta que vienen del Señor; que sencillo se nos hace "ver, creer".

Lo difícil en ocasiones es ver la mano de Dios en obras o acciones en nuestro vivir que no logramos entender, pues en ese instante, no nos agradan, no pensamos que vengan del Señor, sin embargo es lo que Dios desea y espera de nosotros, pues El nos capacitó y destinó a ser fuertes en la oración diaria, para estar preparados justo para esas ocasiones en las que no vemos la presencia de Dios.

"Cree, -nos dice-, dichoso tú que crees sin haberme visto, sin haber palpado las llagas de mis manos, o la herida de mi costado". Silencio largo

Canto: Sois la semilla que ha de crecer……..

ID Y ANUNCIAD (todos juntos)

- Id y anunciad el Evangelio... porque nadie debe quedar sin escucharlo.
- Id y anunciad el Evangelio... porque a nadie se le puede negar este tesoro.
- Id y anunciad el Evangelio... porque si gratis lo has recibido, gratis lo debes dar.
- Id y anunciad el Evangelio... porque sus palabras son palabras de vida.
- Id y anunciad el Evangelio... porque Dios te habla a través de la Palabra.
- Id y anunciad el Evangelio... porque nunca se debe ocultar.
- Id y anunciad el Evangelio... porque lo que es bueno para ti, con otros lo tienes que compartir.
- Id y anunciad el Evangelio... porque Dios te necesita.
- Id y anunciad el Evangelio... y Yo estaré contigo hasta el final de los tiempos.
- Porque sin Mí no puedes hacer nada; porque de Mí te vendrá la fuerza para anunciarlo; porque tú solo no eres nada, pero conmigo lo eres todo.

Confía, confía en Mí... Tú eres mi mensajero... Confía, confía.

Silencio meditativo

Canto: Tantum Ergo

Rezamos juntos la Oración de Claret

Señor y Padre mío,
- Que te conozca y te haga conocer;
- Que te ame y te haga amar;
- Que te sirva y te haga servir;
- Que te alabe y te haga alabar
- Por todas las criaturas.

EL SACERDOTE RETIRA EL SANTISIMO

Martes 14 de abril de 2015, por Parroquia Corazón de María (Zaragoza)


Agenda
« diciembre de 2017 »
L M M J V S D
27 28 29 30 1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Próximamente...