CUARESMA I (A-B-C)

Cuartilla DOMINGO 1º DE CUARESMA

«QUE TU PALABRA NOS CAMBIE EL CORAZÓN»

Con la imposición de la ceniza, comenzamos a recorrer el camino que
nos llevará hasta el Domingo de Pascua.
La Cuaresma no es “tristeza”, sino “crecimiento en la fe”.

“Hacer un desierto en la ciudad”, procurarse un espacio para rezar o leer el
evangelio cada domingo, o cada día, en la propia casa.


PARA ORAR                                                           Liturgia de las horas


PAUTAS PARA LA MISA FAMILIAR

«QUE TU PALABRA NOS CAMBIE EL CORAZÓN»

Con la imposición de la ceniza, comenzamos a recorrer el camino que
nos llevará hasta el Domingo de Pascua.
Nos ayudarán a vivir este tiempo con más profundidad: Palabra de Dios, cambiar en algo, compartir, la limosna… De fondo el Bautismo, la luz, la eucaristía…
Hoy destacamos la Biblia. Abierta, visible. velas, morado.
“Hacer un desierto en la ciudad”, procurarse un espacio para rezar o leer el
evangelio cada domingo, o cada día, en la propia casa.
Entrada procesional, portando la Biblia.

SALUDO

Bienvenidos a nuestra celebración.
Hoy es un domingo especial: es el primer domingo del tiempo de Cuaresma.
La Cuaresma es el tiempo en el que nos preparamos para recordar el acontecimiento de la muerte y Resurrección de Jesús, la Pascua.

Durante este tiempo vamos a contemplar cómo Jesús se prepara para dar su vida por todos nosotros. Tenemos que estar muy atentos para escuchar las indicaciones que Él nos da.

Él nos invita a seguir un camino de amor, de cariño y de ponernos a disposición de los demás. Ese es el auténtico camino. Y nos toca elegir a nosotros.

PERDÓN

• Tú, Jesús, nos invitas a compartir. Por las veces que hemos sido egoístas:
SEÑOR, TEN PIEDAD.

• Tú, Jesús, nos invitas a no ser comodones, Por las veces que no hemos ayudado en casa: CRISTO, TEN PIEDAD.

• Tú, Jesús, nos regalas el perdón de Dios. Por las veces que no hemos perdonado a los demás: SEÑOR, TEN PIEDAD.


 




PETICIONES

1. Te pedimos que estemos disponibles para regalar nuestro cariño y nuestra solidaridad a todos los que nos rodean, empezando por nuestra familia y nuestros amigos. ROGUEMOS AL SEÑOR.

2. Te pedimos que estemos dispuestos a contentarnos con lo que tenemos y estar atentos a las necesidades de los demás. ROGUEMOS AL SEÑOR.

3. En este tiempo de Cuaresma te pedimos por todas las personas que lo están pasando mal, que tienen problemas, que están enfermas, que sufren las consecuencias del paro, el hambre, la guerra…. Que tu amor les acompañe y encuentren salida a sus dificultades,
ROGUEMOS AL SEÑOR

4. En este tiempo de Cuaresma te pedimos por todos nosotros, que nos juntamos cada domingo para escuchar tu palabra. Que mantengamos el espíritu de cariño y amistad con todos los que nos rodean,
ROGUEMOS AL SEÑOR

5. Por los padres que han pedido el bautismo para sus hijos en la parroquia, para que no caigan en la tentación de olvidarse de que son Hijos de Dios. ROGUEMOS AL SEÑOR.


Gesto: Una mochila con piedras dentro. Pesan tanto que no nos dejan caminar… Las tiramos a un cesto y en el ofertorio, ofrecemos la mochila vacía….


ORACIÓN FINAL

 


PALABRAS DE CUARESMA

Desierto: más que un lugar geográfico es una situación de vida. Es ese ambiente que hemos formado en el que reina la tentación, la desconfianza, las zancadillas…
Aridez: porque nos faltan valores para vivir la vida.

Lugar de paso: nuestro destino es pasar.

Arenas movedizas: en nuestro desierto de la vida todo es movedizo hasta la «segura religión» cambia.

No hay caminos: cada uno debe hacer su camino. Para el creyente el «camino» es Cristo.

Lugar inhóspito: estamos muchos juntos pero cada uno va a lo suyo. Lo que le pasa al otro es «su problema». Incluso el otro ha llegado a ser un problema.

Rodeado de alimañas: uno se siente indefenso, rige la ley del más fuerte.

Jesús viene para llamar a los hombres del «desierto»: quiere que salgamos de ese ambiente, transformándolo en un lugar de vida, de fecundidad, de fraternidad, de encuentro, ayuda. Jesús invita a levantar de nuevo la ciudad, a abrir caminos para poder llegar a vivir juntos y lograr la fraternidad, la comunidad, la paz, el amor, la justicia, el compartir.

Este desierto de nuestra vida puede llegar a ser tierra fértil. Se puede llegar a vivir la situación de «paraíso».


CONVERTIRSE:
de la increencia a la fe.
de la pereza a la decisión,
de la soledad a la amistad con Dios.
de mi pequeña felicidad a la solidaridad.




También te puede interesar: CUARESMA «AL CUBOCuartilla DOMINGO 1º DE CUARESMA
» – (cormariazaragoza.es)

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.